Cómo conservar el queso

Descripción:

¿Quieres saber cómo conservar el queso para encontrarlo a punto para consumirlo?

Dependiendo del tipo de queso, el momento ideal para consumirlo será más o menos madurado. El queso es una materia viva por lo que requiere una adecuada conservación.

Un queso fresco debe comerse enseguida, si se guarda unos días, taparlo bien con un paño para que no pierda humedad y se deberá colocar en la parte más fría de la nevera.

Si es de corta o media curación, también debe guardarse es el frigorífico, pero en la zona de temperaturas menos fría. Debemos utlizar siempre sus envoltorios originales o recipientes herméticos.

Los quesos más curados y los azules si están enteros sin cortar, se pueden dejar a temperatura ambiente. Pero una vez abiertos debemos envolverlos en papel de aluminio o de cocina y guardarlos en el frigorífico.

“Cuidar tu Hogar es cuidar a tu Familia”

 

Consejos:

Aconsejamos comprar este tipo de productos en tiendas especializadas. Ya que así nos aseguraremos de que la cadena de frío y de condiciones ambientales de conservación hayan sido respetadas.

El autor

Paula Brizuela


Visita su web
Sus artículos más recientes...
Si te ha gustado o lo consideras útil, comparte el contenido.
4797

Colaboran: