Calabacines con gulas en tempura

Descripción:

Un riquísimo frito de calabacín y gulas y una buena forma para que los más peques se aficionen a las verduras y al pescado.

Puede ser tanto un aperitivo, como un segundo junto a unas empanadillas o croquetas.

“Cuidar tu Hogar es cuidar a tu Familia.”

Ingredientes:

1
3 cucharadas de harina
 
2
3 cucharadas de Maizena
 
3
1 tónica o agua tipo Vichy fría
 
4
1 pack de gulas
 
5
1 calabacín
 
6
aceite para freir
 

Pasos:

1

Primero preparamos la tempura para rebozar el frito y así dejarlo reposando un rato antes de utilizarla. Mezclamos bien la Maizena y la harina con varillas y vamos incorporando poco a poco el agua fría (así es más fácil que no nos queden grumos), hasta que nos quede una tempura semi líquida. La cantidad de líquido varía dependiendo de las harinas, tiene que tener algo de consistencia para que se pegue a la verdura, de todos modos siempre se puede añadir un poco más de harina si quedase muy líquida.

 
2

Se lava bien el calabacín y se corta a lo largo lo más fino que podamos, para que se pueda enrollar el calabacín y no se rompa. Si tenemos corta-fiambres nos facilitará, sino un cuchillo bien afilado.

Se pone un poco de sal y un montoncito de gulas dentro, enrollamos y ponemos un palillo.

 
3

En el momento de freír, ponemos la freidora a 190º o en sartén abundante aceite caliente, para que no absorba mucho aceite, y nos quede un frito crujiente. Pasamos cada rollito por la tempura, lo escurrimos un poco y al aceite, hasta que se dore.

 
4

Escurrir del aceite en una bandeja con papel de cocina, y listo para servir.

 

Recomendaciones del autor:

La proporción de harina y maizena para la tempura es siempre es a partes iguales, y se puede utilizar para rebozar cualquier verdura, pescado, etc.

El autor

Margui Barrueta


Visita su web
Sus artículos más recientes...
Si te ha gustado o lo consideras útil, comparte el contenido.
2605

Colaboran: